COMUNICAR CON EFICIENCIA

PILDORA  2  de Sol Miralles “Entrenadora personal de comunicación eficiente”

PUESTA A PUNTO DE UN ELEVATOR PITCH

En la Píldora 1, vimos el significado literal de un elevator pitch. En ésta, veremos qué se pretende conseguir con un elevator pitch.

Presentar un buen elevator pitch es un desafío importante

¿Qué se pretende conseguir?

Con un buen elevator pitch se pretende captar el interés de un potencial cliente o inversor que tengas delante, contándole lo que haces, lo que  necesitas o lo que resuelves. Se trata de  lograr convencerlo y entusiasmarlo hasta el punto de que te dé una cita para  escucharte con más calma y, en esta cita, tener la oportunidad de desarrollar tu presentación.

No se trata de vender, sino de despertar el interés

En un elevator pitch no se trata de vender nada sino de contar, en poco tiempo, de manera clara, sencilla y sintética, quién eres (tu nombre y el de tu empresa), de dónde vienes (recorrido profesional anterior), qué haces o qué ofreces (actividad presente), cómo lo haces, qué resuelves y a quién, (esto es lo que te diferencia), por qué eres la persona idónea y, sobre todo, qué beneficio o ventaja se llevará este potencial cliente si cuenta contigo.

El mito del ascensor puede o no ser real, sin embargo, ten siempre preparado tu elevator pitch para poder lanzarlo en cualquier oportunidad, ésta se puede presentar en un ascensor, un networking o una reunión de padres en el colegio, ahora bien, observa que la ocasión sea la adecuada: no le hables de tu negocio o tu producto a un potencial cliente si está, por ejemplo, descansando o de vacaciones con su familia.

No olvides el lenguaje corporal en tu elevator pitch:

En un buen elevator pitch olvídate de recitar tu curriculum pero no te olvides de tu lenguaje no verbal: mira a los ojos de tu interlocutor, cuida tu tono de voz, utiliza una velocidad media, habla con seguridad aunque sin agresividad, procura ser natural y no sobreactuado porque si no, no será creíble.

Recuerda: la primera impresión es fundamental, a menudo, no hay una segunda ocasión para dar una buena primera impresión.

Contenido recomendado

No Comments

Post A Comment

*